Mendoza: quieren minería más allá de la 7722

Región Cuyo 27/05/2023 La Política Ambiental La Política Ambiental
1920px-Chuqui001

Se realizó el II Foro de Metalmecánica y Minería, se puso en discusión el potencial que tiene Mendoza, los minerales que duermen en su suelo pero también, los proyectos ciertos, que avanzan en el marco de la Ley minera.
En Malargüe Occidental confluyen dos escenarios positivos para la minería en Mendoza: se pueden generar proyectos sin afectar los términos de la Ley 7.722, y no existe competencia por el uso del suelo o del agua con actividades agrícolas. Allí es donde Impulsa Mendoza busca lograr “que un estudio Ambiental sea aprobado en la Legislatura en menos de 6 meses”.
La mirada está puesta en los yacimientos de pórfido de cobre, uno de los llamados “metales críticos”, es decir, necesarios para la transición energética que tiene que alcanzar el mundo en 2050, a fin de reducir la huella de carbono (meta propuesta por la ONU). Al respecto, desde el Gobierno provincial trabajan en el Sur en los proyectos de Barroso, Cerro Amarillo, Matancillas, Callejón Grande, El Seguro y Quebrada Amarilla (cobre).
Así lo explicó el gerente de PRC e Impulsa Mendoza Sustentable S.A, Emilio Guiñazú, durante el II Foro de Metalmecánica y Minería 2023, organizado por Asinmet (Asociación de Industriales Metalúrgicos de la provincia de Mendoza), CAMEM (Cámara Mendocina de Empresarios Mineros) y CAC (Cámara Argentina de la Construcción, delegación Mendoza). Además, cuenta con el apoyo de la Asociación Geológica y el Consejo de Ingenieros.
De acuerdo con Guiñazú, Mendoza tiene un marco normativo frente a la minería severo, que no puede ser modificado (al menos no por ahora), pero eso no quita que existan oportunidades, como los avances que se están generando en Potasio y Hierro en la provincia, para desarrollar la minería. Según afirmaron, no solo hay que trabajar para que se conozcan los beneficios y la gestión de los posibles riesgos que tiene la actividad, sino que hay que atraer inversores, y la única manera de hacerlo, es con proyectos ciertos y ejemplos concretos.
“La minería no tendría chance sin el apoyo de las cámaras, de la sociedad, y de un Gobierno que lo lleve para adelante. Tenemos un marco legal complejo, con restricciones técnicas (no se permite el uso de ácido sulfúrico o cianuro), y el estudio de impacto ambiental tiene que ser aprobado en la Legislatura”, recordó el funcionario.
Esta segunda restricción es la que ya generó rechazos a distintos proyectos mineros en la provincia, como fue el caso de Hierro Indio, proyecto que se archivó en el año 2014, y que luego fue retomado en el año 2019, para su posterior aprobación. En la actualidad, se encuentra en etapa de exploración.
“Necesitamos políticas para potenciar las oportunidades en el sector minero en la provincia, reducir el riesgo de la actividad minera y convencer a los inversores que vengan a una provincia que hasta ahora se ha mostrado refractaria hacia la actividad”, señaló Guiñazú.
En este sentido, señaló que Impulsa Mendoza quiere conseguir “10 proyectos en exploración, y esperan que al menos 1 se transforme en una mina en los próximos 4 años”.
Sin embargo, fuentes del Gobierno de Mendoza comentaron a Los Andes que todos los proyectos malargüinos se encuentran en la etapa de análisis previos, por lo que, al menos en la brevedad, no serían presentados en la Legislatura provincial.

Potasio Río Colorado: 60 días para anunciar un socio
El Distrito Minero Malargüe Occidental es uno de los tres proyectos que impulsa el Gobierno, sumado a Hierro Indio (exploración minera) y Potasio Río Colorado.
En esta última, tal y como ya había anunciado Los Andes en el mes de febrero, luego de más de 10 años de un tormentoso proceso de negociaciones, inversiones y posteriores decepciones con la complicada activación de la mina Potasio Río Colorado, el Gobierno provincial informó que se recibieron tres ofertas “sólidas” y vinculantes para explotar el proyecto de sales de potasio, al sur del departamento de Malargüe.
Las inversiones podrían rondar los U$S 900 y U$S 1.000 millones, según recordó Guiñazú, y aseguró que “en 60 días estarían listos para anunciar quién será el socio inversor”.

Minerales críticos, ¿qué son?
El foro minero puso en relieve la “oportunidad histórica que tiene el sector” para combatir el 50% de la pobreza que existe en la Argentina, con una actividad que hoy garantiza salarios promedio por encima de los $500.000.
De acuerdo con Marita Ahumada, geóloga y titular de la Cámara Mendocina de Empresarios Mineros, con los llamados “materiales estratégicos para el mundo”, los minerales críticos para la transición energética (cobre, aluminio, níquel, cobalto y litio, entre ellos).
Se trata de los metales que necesitará el mundo para avanzar en la transición energética hacia energías limpias (baterías, paneles solares, etc.).
Asimismo, Facundo Cecenarro, geólogo en el Servicio Geológico Minero Argentino (SEGEMAR), destacó que “la necesidad de cobre para avanzar en sustentabilidad, en un escenario conservador, es tal que, se requerirá duplicar lo producido desde 1900 hasta ahora. No alcanzará con reciclar o reutilizar”. “Y no solo el cobre, en general, se necesitarán entre 3 y 5 veces más minerales para 2050 que los que se producen hoy”, agregó.
Con lo dicho, explicó que el mundo ha aumentado las inversiones en explroación en los últimos 15 años, pero luego no se vio correspondido con el grado creciente de descubrimientos” y es por eso que, en zonas como Mendoza, en donde los minerales están, la oportunidad de exportar es enorme.

Hierro Indio, ¿qué pasa después de la mina?
Rafael Dahl, MWSA Group, explicó que luego de las exploraciones y cuando se pueda poner en producción la mina que “podría a futuro sustituir un tercio de todo el metal que hoy importa la Argentina”, quedará pensar qué hacer con ese material.
Allí es dónde entra también el trabajo para los industriales, que utilizan el hierro para hacer acero inoxidable y luego herramientas, artefactos para el rubro alimenticio y demás.
“La pandemia nos enseñó que los materiales esenciales no estaban en Argentina. El acero inoxidable hoy se importa, y solo en Latinoamérica significa un comercio de 16.000 Millones de dólares. Asimismo, el 75% del acero es hierro y tenemos hierro en Mendoza”, comentó Dahl y explicó que se debe generar una verdadera cadena de valor en torno al mineral para que todos los actores estén presentes y dejar de importar para empezar a producir.

Estándares de calidad en minería
Fernando Ciácera, director de Cadena de Valor Minera de la Secretaria de Minería de la Nación, también estuvo presente en el evento, y destacó “los estándares de calidad que se exigen para los proyectos mineros, superiores al de cualquier otra actividad productiva”. Se trata de normas de calidad mundiales, que no pueden ser salvadas y que buscan que las comunidades se vean beneficiadas en todos sus aspectos por la actividad.
Es que, más del 60% de lo que se invierte en minería es en consumo dentro de las mismas comunidades (empresas proveedoras en todos sus niveles, hasta en gastronomía).
Asimismo, los proyectos significan transferencia de conocimiento, “impulso al compre local”, y existen líneas de financiamiento a las que se pueden acceder tanto desde Nación como las provincias, y las mismas empresas mineras que vienen desde el exterior, capacitan a sus proveedores para que estos puedan cumplir con los estándares de calidad requeridos.
Finalmente, destacó que existen líneas de comunicación abiertas para toda la comunidad, para interiorizarse sobre la minería en el país, pero también hacer consultas si surgieran dudas, y las mismas serán resueltas por profesionales de la Mesa Abierta (Mamec).

Sierra Pintada, una oportunidad que no fue
Eddy Lavandaio, Geólogo y miembro de la Asociación Geológica de Mendoza, explicó que la mina es capaz de producir 31 mil toneladas de uranio, que alcanzaría para suministrar a la sociedad durante 100 años. “Algo verdaderamente sustentable es lo que satisface las necesidades del presente sin comprometer las del futuro”, recordó.
Es que Sierra Pintada estuvo activa durante 20 años y alcanzó su máxima producción en 1981 cuando se extrajeron 200 toneladas, y en 1995 se suspendió, para importar material a bajo precio. En el camino quedaron 340 empleos y la oportunidad del desarrollo de la actividad.
En 2004 se propuso reabrir la mina, pero de acuerdo con Levandaio, llegaron “activistas foráneos como Fernando Solanas, Greenpeace” y demás, que impidieron que avanzara. Hoy, la zona se encuentra en un “proceso de remediación ambiental”.
“El costo en dólares de importar es de 32 millones de dólares, de promedio anual, y en lugar de reactivar la mida, se decidió el cierre y remediación del pasivo ambiental”, recordó el geólogo y llamó a “revisar decisiones tomadas, por temores generados por el activismo ecologista”.

16 años de lucha por el Agua:

El 20 de junio de 2007 Mendoza lograba la sanción de una ley histórica. La número 7722, más conocida como “Ley Guardiana del Agua”, que prohíbe la utilización de cianuro, ácido sulfúrico y otras soluciones contaminantes en las explotaciones mineras. Desde entonces, las comunidades y organizaciones que la impulsaron libraron batallas como la de 2019, cuando lograron revertir una normativa que apuntaba a autorizar proyectos mineros sin pasar por la Legislatura. A 15 años del hito, los riesgos ambientales siguen, y la lucha también.

“Desde 2007, hace 16años, el embate ha sido sistemático y permanente. Ahora, más. No solo de los gobiernos provincial y nacional. También se suma el municipal: en Malargüe el intendente quiere una ley de zonificación para excluir a la zona de la ley, como quiso hacer (el gobernador Mariano) Arcioni en Chubut y el pueblo lo logró revertir”, comparó Nora Moyano, miembro de la Asamblea de Las Heras por el Agua Pura, una de las agrupaciones que este lunes se moviliza en distintos puntos de Mendoza para celebrar su ley y reforzar sus reclamos.

La Ley 7722 NO se toca:

¿Por qué es importante?
La Ley 7722 defiende el recurso natural más importante para la Provincia de Mendoza y para los mendocinos: el AGUA.

Esta norma prohíbe la utilización de sustancias tóxicas que pudieren perjudicar los recursos naturales, fundamentalmente los recursos hídricos, que son indispensables para el desarrollo de la provincia.

EL AGUA ES DE MENDOZA.
EL AGUA ES TUYA.
EL AGUA ES NUESTRA.
SIN AGUA NO HAY VIDA.
LA LEY 7722 NO SE TOCA.

Firma Acá la petición

Fuente: Diario Los Andes y Tiempo Argentino

Te puede interesar
Lo más visto

Suscríbete a La Política Ambiental para recibir periódicamente las novedades en tu email